MOVILIZACIóN PASIVA


Permite la movilización de la articulación de rodilla y cadera mediante el movimiento de flexión-extensión.
La estructura asimétrica del bastidor permite obtener un movimiento anatómicamente correcto: para el posicionamiento es necesario conocer la longitud del miembro del paciente, medido desde el trocánter mayor hasta el maléolo externo.

Pueden rehabilitarse miembros con longitud comprendida entre 72 y 100 cm.
Además, un accesorio especial para miembros menores de 72 cm permite rehabilitar miembros de tan solo 61 cm.

La programación del aparato puede realizarse mediante:
• la consola de programación;
• el teclado móvil de programación;

Ambos, gracias a la nueva gráfica con símbolos autoexplicativos, proporcionan una mayor claridad de imagen y permiten un uso fácil e intuitivo.
Gracias a la programación de las funciones se puede responder a las diferentes necesidades de rehabilitación, permitiendo intervenir de modo personalizado y, por lo tanto, con mayor eficacia.